Cambiemos Fitness por Saludable

Es muy preocupante como la “moda fit” se ha convertido en una enfermedad y trastorno de muchos, poniendo en peligro la salud y bienestar sobretodo de las generaciones más jóvenes fácilmente influenciables por las redes sociales.

Nos sentimos muy tristes al ver como crecen las cuentas y seguidores de “influenciadores” fitness pero no saludables, que muestran cuerpos que son todo menos producto de buenos hábitos. Detrás de sus redes se esconde una realidad muy alarmante. Hemos conocido de fuentes muy cercanas como son cada vez más las personas que alardean en sus redes cuerpos saludables que a nivel interno están intoxicados con sustancias nocivas y externamente son producto de muchas jornadas de excesos.

Nuestro llamado es a que comencemos a cambiar esta triste realidad y a tomar conciencia de el verdadero significado y contexto de estas dos palabras. No es malo querer tener cuerpos atléticos y tonificados, pero por encima de todo debemos saber que nuestro sistema funciona de manera saludable, con nutrientes adecuados que permiten a cada órgano ejercer de manera optima su función.

Para nosotras “Saludable” es sinónimo de EQUILIBRIO, es sinónimo de asesorarse de profesionales antes de hacer cualquier cambio de hábito, es ser conscientes de que cada cuerpo y cada persona es un universo completamente diferente, es entender que el cuerpo es muy sagrado aunque suene muy cliché y empezar a pensar en que cada cosa que hagamos sea con el único objetivo de estar mejor, de tener más energía, salud y bienestar. Para nosotras ser saludable es disfrutar de cada comida, es escuchar el cuerpo, es disfrutar también de un helado, una hamburguesa o una pizza, es encontrar el ejercicio que más se acomode a nuestra contextura y composición física, es meditar, estar en contacto con la naturaleza, aprender a respirar, rodearnos de gente que nos inspire; en fin, todo lo resumimos con nuestra palabra favorita EQUILIBRIO en todo lo que hagamos.

Decidimos hacer esta campaña llamada “Cambiemos fitness por saludable” después de una conversación que tuvimos en donde nos contábamos entre risas que estábamos cansadas de ver y seguir cuentas cargadas de cuerpos esculturales en redes, nos sentíamos abrumadas e intoxicadas por la cantidad de información de los que se creen expertos y peor aún ver como las grandes empresas nos engañan con términos muy mercadeables como “CON INGREDIENTES NATURALES”, “100% NATURAL”, “FIT”, “LIBRE DE GLUTEN”, o que tal “SIN AZUCAR AÑADIDA”, muy bonito y todo pero si lees los demás ingredientes ¿qué pasa? , ¿estarías seguro de querer darle eso a tu cuerpo?, muy seguramente no.

Aclaramos que nos encanta hacer ejercicio, somos juiciosas, flacas por naturaleza, nos encanta comer saludable, no estamos para nada en contra de las “ayuditas” que a todas las mujeres nos gustan, pero ¿hasta que punto atentan contra la salud?. Ver la vida desde el tercer piso nos da una panorámica diferente de cómo hemos vivido y como queremos vivir los años que nos queden y nosotras dos por lo menos queremos estar bien a todo nivel.

En Verderina queremos ser agentes de cambio, por eso nuestros productos son saludables, aportan nutrientes y vitaminas a tu cuerpo. Nuestros consejos para todos los que igual que nosotras se sienten abrumados por esta cultura que nos está consumiendo vivos es la siguiente:

  • Interioriza el término “SALUDABLE” este te invita a amarte y aceptarte, a querer encontrar una mejor versión de ti en completo equilibrio con todo, te invita a disfrutar de la comida, a cuidarte, a entender como funciona tu cuerpo, a meditar, a pasar más tiempo escuchando tus verdaderas necesidades y pasiones, no las que te impone la sociedad y menos las que te imponen las redes sociales.
  • Sigamos las cuentas de las redes que nos llenan, que nos ayudan a ser mejores y a construir nuestra mejor versión, si sientes que algo no te hace bien, simplemente elimínalo.
  • Cambia tus hábitos, pero primero visita los siguientes profesionales: nutricionista, deportólogo, bioenergético. Hazte un chequeo completo.
  • Encuentra una actividad física que se acomode a tus gustos y necesidades, por ejemplo nosotras amamos el trekking, el yoga, el baile, la bici, el softball, el pilates y el gimnasio pero moderadamente.
  • Entra en contacto con la naturaleza, con tu interior, escribe y expresa tus emociones, rodéate de las persona que quieres, busca actividades culturales de tu ciudad, explora nuevas maneras de ir a la oficina, llama y sal con las personas que hace mucho no ves. Menos virtualidad y más contacto real.
  • Lee las etiquetas de todos los productos que utilizas tanto alimentos como productos de aseo personal, maquillaje, entre otros. Evita la toxicidad a todo nivel.
  • Evalúa los lugares donde compras tus alimentos, ¿están orientados a lo Fit o a lo verdaderamente saludable?.

En Verderina preferimos ser reales y naturales!!!

Escoge vivir de otra manera y empieza hoy.

Vivi y Lina